18 de mayo de 2021

BC NOTICIAS

Noticias de Manizales y Caldas

Tribunal de Cundinamarca ordena aplazar marchas del 28 de abril

Una medida cautelar de urgencia que aplaza las manifestaciones previstas tanto para este miércoles 28 de abril como para el 1 de mayo hasta que se implementen un protocolo de bioseguridad o se alcance una inmunidad de rebaño con la vacunación, ordenó el Tribunal Administrativo de Cundinamarca.

Tomando como base dos fallos emitidos por Sección Cuarta del mencionado tribunal por una tutela interpuesta por dos ciudadanos para proteger su derecho a la vida, la salud, a la libertad de expresión y a manifestarse públicamente, al igual que el  Decreto Ley 2591 de 1991, los magistrados de esa Corporación profirieron, de manera oficiosa, la mencionada medida cautelar “que deja sin efecto los permisos concedidos por la Alcaldía Mayor de Bogotá como los demás alcaldes locales de todos los municipios de Colombia para llevar a cabo las manifestaciones de protesta”.

En el fallo se señala: “Decretar de manera oficiosa como medida cautelar provisional el aplazamiento de las manifestaciones a llevarse a cabo el día de mañana veintiocho (28) de abril de y primero (1º) de mayo de 2021 hasta tanto se implemente un protocolo de bioseguridad o se alcance la inmunidad de rebaño con la vacunación contra la pandemia covid-19 y sus mutaciones que garantice a los manifestantes como a los terceros de que se da cuenta en esta providencia los derechos fundamentales a la salud, la vida y la salubridad pública de tal manera que los tutelantes y manifestantes como las autoridades públicas accionadas salvaguarden en especial los derechos de los niños, de las personas de la tercera edad, de sus familias y de los médicos que segundo a segundo están exponiendo su vida en las UCI de los hospitales y clínicas para proteger la vida de los infectados por el referido virus”.

Los magistrados en su fallo, de 45 páginas, justifican su decisión de suspender las marchas programadas para «salvaguardar “los derechos de los niños, de las personas de la tercera edad, de sus familias y de los médicos que segundo a segundo están exponiendo su vida en las UCI de los hospitales y clínicas para proteger la vida de los infectados por el referido virus”.