DenunciasManizales

En el colegio Fe y Alegría realizaron un plantón para exigir la entrega de medicamentos vitales para la hija de una docente

Este miércoles se llevó a cabo un plantón en la Institución Educativa Fe y Alegría, sede A, en apoyo a Samantha, hija de la docente de inglés, Lina Patricia Vanegas, quien padece una enfermedad huérfana y requiere medicamentos esenciales para su supervivencia. La comunidad educativa se unió para exigir a las autoridades de salud el suministro inmediato de hidrocortisona y fludrocortisona, medicamentos vitales para la menor de siete años.

Desde abril, Samantha no ha recibido su tratamiento. Su madre, quien ha emprendido una lucha incansable, explicó la gravedad de la situación, luego del cambio de modelo de atención en salud para los docentes y sus familias:

“Ella constantemente debe estar en monitoreo con genetista, cirujano pediátrico y endocrinólogo pediatra. Ha tenido cirugías y le hacen falta otras, pero lo más importante es que su vida depende de esos medicamentos”.

A pesar de contar con una tutela que ordena el suministro de por vida de los medicamentos y la atención necesaria en la ciudad donde vive, la IPS Meide S.A, no ha cumplido con la orden judicial. La docente ha recurrido a diversas instancias sin obtener una solución efectiva. “He tocado todas las puertas: tutela, Defensoría de Salud, Fiduprevisora, Fecode Procuraduría. En este momento la niña no tiene su medicamento. Nosotros vamos a unos exámenes a Pereira que son unos exámenes que son los únicos que están garantizadas en la región, o sea, son los únicos profesionales en hacerlos en la región« añadió la madre de Samantha.

Señala Lina que no recibe medicamentos desde el 6 de mayo y una docente del Quindío que tiene un hijo con la misma enfermedad, le ha facilitado fármacos para afrontar la enfermedad, pero el mayor temor es que se queden sin medicamentos.

Dificultades en la gestión

La madre de Samantha describió la frustración de tratar con la EPS: “Todos los días le asignan el caso a una nueva persona. Ayer me llamaron seis personas diferentes, cada una solicitando las fórmulas nuevamente. Ahora me dicen que el medicamento es difícil de conseguir en droguerías, lo cual es obvio porque es de alto costo y solo se obtiene directamente de los laboratorios”.

La situación es alarmante, ya que la falta de medicación puede desencadenar una crisis de pérdida de sal y un desorden electrolítico que podría resultar fatal en pocas horas.

El plantón realizado en Fe y Alegría refleja el respaldo de la comunidad educativa y la urgencia de una solución inmediata. La madre de Samantha concluyó con un llamado a las autoridades y a la EPS para que cumplan con la tutela y proporcionen los medicamentos necesarios para salvar la vida de su hija.

BC Noticias

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Esta página utiliza Cookies    Más información
Privacidad